El año 2019 está a la vuelta de la esquina y es el momento perfecto no solamente para reflexionar, sino para conocer tus propósitos reales de futuro y lo que estás dispuesto a hacer en realidad.

¿Conoces los tuyos? Yo sí conozco los míos y los pienso compartir contigo ¿me acompañas?.

También te puede interesar: Piensa en grande

No lo puedo evitar.

Siempre que termina un año necesito analizar todo lo sucedido: recordar las buenas y malas experiencias, reconocer los errores y aciertos y, por supuesto, aprender de todo lo ocurrido durante el año.

Esto lo llevo haciendo desde que empecé con este blog. De lo contrario, no hubiera hecho mi propio análisis en los años 2014, 2015, 2016, 2017 y 2018.

Lo curioso de todo es que, cuando leo esos análisis en la actualidad, me doy cuenta lo mucho que he cambiado y aprendido.

Uno no se da cuenta, hasta que echa un vistazo atrás.

Suena increíble, pero es la realidad.

Yo soy partidario de recordar el pasado siempre y cuando decidas recoger esas piezas que encajan perfectamente con tu presente para que el futuro sea más prometedor.

Ojo, no me refiero a vivir anclado al pasado. No sé si me explico.

Espero que sí…

Desde que lo hago, me siento mucho mejor conmigo mismo y con las personas que me rodean, tanto en el mundo virtual como el real.

Tú deberías hacer lo mismo, al menos desde mi perspectiva, para encarrilar tu vida como quieres.

La vida no es solamente como nos lo han pintado desde pequeños.

No solamente hay un camino. Las posibilidades, son infinitas.

Puedes tener la vida que quieres, no es una utopía ni un sueño, sino que puede ser la realidad en sí misma.

Cambiar tu vida es posible, aunque eso requiere esfuerzo, sacrificio y, porqué no decirlo, sufrimiento en algunos casos.

Pero es lo que te permitirá convertirte en la persona que siempre has querido ser, es lo que te permitirá tener la vida que va en armonía con tus pensamientos y emociones.

Y estas palabras que estás leyendo ahora mismo, aunque no lo creas, es la base de todo.

La pasión es el motor de la vida y, la vida personal de uno, debe ser apasionante.

Es el pez que se muerde la cola.

¿Qué quiero decir con todo esto? Pues que el trabajo y la vida personal van unidas de la mano siempre, aunque tendemos a pensar lo contrario.

Si trabajas de lo que te apasiona puedes tener una vida plenamente feliz, mientras que si tu trabajo te desanima y no te motiva para levantarte todas las mañanas, es difícil no vivir bajo la infelicidad.

Por eso, siempre hay que trabajar de lo que a uno le apasiona.

Es fácil decirlo y muy difícil hacerlo.

Pero se puede hacer.

Yo pensaba como la gran mayoría de personas: que la vida es como es y punto.

Hasta que me hice emprendedor y aprendí lo contrario.

Si realmente quieres ser emprendedor, vas a tener que aprender estas lecciones, pero sobre todo a conocerte a mi mismo.

De lo contrario, créeme, no conseguirás nada.

Realmente no sé en qué punto te encuentras ahora mismo en tu vida ni las intenciones que tienes ahora mismo.

Pero, sin importar en qué situación estás, te quiero explicar cómo ha sido mi año 2018 y lo que será el año 2019 para que te sirva de aprendizaje y, por supuesto, te inspire.

¿Cómo ha sido mi año 2018 en el mundo emprendedor?

Mi año 2018 ha sido muy intenso.

Ha sido uno de los años con más trabajo que he tenido con diferencia.

Mientras que el 2017 fue el año de la consolidación, el 2018 ha sido el de la expansión y crecimiento como negocio.

Sin depender de terceras personas y solamente con el tráfico de visitas de mi blog (una medía de 1.500-2.000 visitas diarias y con un récord de 2.500 visitas un día), he conseguido una infinidad de clientes que me ha servido para postularme como uno de los redactores SEO con más faena de toda España y bien pagado.

Con esto, se demuestra definitivamente que vivir de la redacción SEO es posible, siempre y cuando seas diferente del resto.

De hecho, ya he inspirado a varias personas con mi historia, cosa que me alegro mucho.

Es un orgullo para mí ser la persona que ha incentivado este cambio de enfoque en el sector porque, siendo claros, la redacción SEO siempre se ha visto como un trabajo mal valorado.

Pero, con mi sistema de trabajo, he demostrado a muchas personas que no tiene por qué ser así.

De lo contrario, no hubiera pasado de cobrar 0 a 5.000 euros como redactor en un mes ¿no crees?.

Sin embargo, este año no ha sido un camino de rosas.

He tenido algunos contratiempos importantes de los cuales me han estresado durante algunos meses, especialmente en verano.

Tuve un cliente que, durante tres meses, no me quiso pagar por los servicios que realicé con mi equipo de redactores.

No es que no me quisiera pagar por hacer un mal servicio, sino porque solo me ponía excusas tipo:

Quizá te guste éste artículo:   Los peores momentos en realidad son los mejores

-No pagamos por PayPal

-Ya te hemos pagado

-No tenemos que demostrar que te hemos pagado

-Etcétera

Imagina la situación que supone tener que pagar a tus redactores de tu bolsillo sin ningún beneficio.

Suerte que les pude pagar pero ¿qué hubiera pasado si no llego a poder?.

Es una situación que no quiero ni pensar…

Se trata de una empresa que no voy a mencionar porque mi misión no es desprestigiar a nadie ni buscar polémicas, pero el mal trago me lo he llevado.

Al final, les tuve que amenazar con ir a juicio. Y cuál fue mi sorpresa que no tardaron ni dos días en pagarme.

¿De verdad hacía falta llegar a ese extremo? Yo creo que no, pero cuando no te queda otro remedio lo tienes que hacer.

Esta experiencia me ha servido para aprender que los peligros de impagos en la red son reales y que hay que poner medios para evitar este tipo de situaciones.

Cosa que haré desde YA.

Desde que comencé como redactor, he tenido retrasos de pagos como supongo han tenido la mayoría, pero no un impago como este caso, aunque afortunadamente solucioné el tema.

Pero bueno, al menos este tema ha quedado ya zanjado.

No obstante, también he tenido experiencias muy positivas de los cuales me van a cambiar la vida literalmente.

Una de esas experiencas ha sido escribir este post en el blog de Dean Romero del cual me ha ampliado mi cartera de clientes.

Lo que sí tengo claro es que, curiosamente, siempre que tengo un cambio positivo en mi vida de emprendedor, siempre tiene algo que ver Dean Romero.

¿Fruto de la causalidad? No lo sé, pero esta es la verdad.

¿Cómo será mi año 2019 y también en MarketingBlog?

El año 2019, viene cargado de situaciones nuevas y de experiencias realmente increíbles para mí.

2019 1

Como siempre digo, hasta ahora he estado dentro del cascarón, escondido. Existía, pero pocos sabían lo que había dentro del huevo.

Y ahora, ha llegado la hora de nacer y partir. Es el momento de emprender de verdad con todas las de la ley.

Tengo que reconocer que tengo cierto miedo por los nuevos retos que están por venir, pero es que si no tuviera temores no sería humano.

En primer lugar, voy a ser profesor del Membership SEO de Dean Romero: todo un reto para mí desde luego pero que es un honor asumirlo.

Allí, plasmaré todos mis conocimientos de la redacción SEO y espero que, si te apuntas al curso, aprendas mucho.

A su vez, quiero hacer también mi propio curso de redacción que, aunque dije que lo haría en el 2018, al final lo he tenido que posponer hasta el 2019, así que me tengo que poner las pilas en ese sentido.

Pero lo que de verdad va a ser un reto para mí es la agencia de redacción SEO que estamos montando Dean Romero y yo.

Sí, mi mentor y el primero que me dio trabajo por primera vez en la red, es ahora mismo mi socio con esta empresa que estamos apunto de hacer.

Queremos reventar la red y hacer el mejor servicio de habla hispana. Cuando todo esté más concretado te lo explicaré en el blog, pero no queda mucho para empezar.

De hecho, estamos buscando redactores ahora mismo.

A día de hoy, es el reto más importante que he tenido hasta ahora en toda mi vida.

Así que no me queda otra que salir de mi zona de confort.

Como puedes ver, las expectativas que hay en el año 2019 son emocionantes y trepidantes, pero lleno de aprendizajes.

Lo que sí tengo claro es que durante el camino me pegaré muchas ostias, pero me hará más fuerte.

Y algo más: he aprendido a que todo llega a su debido tiempo, ni antes ni después, cuando toca.

Ahora más que nunca creo en la paciencia y en la perseverancia.

Si realmente luchas, si realmente crees en ti, los resultados llegan.

Así que, cuando creas que todo está oscuro, siempre habrá un rayo de esperanza que iluminará otra vez tu vida y es cuando lo debes aprovechar.

A veces el tren no pasa dos veces.

Aunque sea a trompicones, súbete.

Por ahora eso es todo lo que te quería contar, ahora me falta hablar contigo.

No te voy a decir lo típico, no te deseo toda la suerte del mundo porque la suerte no existe.

Lo que sí te voy a decir es que, si realmente quieres emprender, tómatelo con la seriedad que se merece.

Aprende, lucha y escucha.

Te ayudará a crecer, te ayudará a ser tú, te ayudará a emprender en la red con éxito.

Y otra cosa…

Ahora es el momento de emprender, quizás, mañana, sea demasiado tarde.

Feliz año 2019 🙂 .

Derechos de fotos: Freepik

Uso de cookies

Este sitio web utiliza estos cookies para que tengas una mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando das tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
>
Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.